miércoles, 13 de febrero de 2013

Aire naval

Vicente Huidobro

Tres marineros bailan ante la perla muerta
El oriente se fue hacia el oriente
Para contradecir la ruta del sol
Para cambiar las leyes establecidas

El primero dice yo soy el corazón
El segundo dice yo soy la cabeza con su libro de sueños
El tercero dice yo soy la boca
Y de mí dependen vuestras palabras

Las palabras son mías dice el primero
Las tengo en mi árbol lleno de noticias
Yo creo que son mías dice el segundo

Son de mi sangre que sobrepasa sus visiones
Yo las muerdo y las mato dice el tercero
y dejo solo aquellas cuyo vivir me place

Qué vana discusión de sombras en las sombra
Todo depende de la estación y del paisaje semejante
Todo depende de la llama y el espanto de los dientes

Tres marineros bailan su muerte con la muerte
Con tal fervor y tantos dibujos doloridos
Que lloran los faroles
Con sus fechas cosidas al origen
Las palabras vivas bailan ante la muerte muerta
Los marineros cantan para que el mar se duerma

Soy hijo del tiempo dice el primero
Soy hijo de la noche dice el segundo
Soy hijo del viento dice el tercero
Los marineros bailan para que el mar no muera
Para que su oriente no se vaya de los ojos a sitios de mal augurio

A tierras lloradas por el aire de los perros

.................................
De Ver y palpar, 1941.

No hay comentarios: