martes, 22 de marzo de 2011

El cuerpo deshabitado (fragmento)

Rafael Alberti

5

Dándose contra los quicios,
contra los árboles.

La luz no le ve, ni el viento,
ni los cristales.
Ya, ni los cristales.

No conoce las ciudades.
No las recuerda.
Va muerto.
Muerto, de pie, por las calles.

No le preguntéis. ¡Prendedle!
No, dejadle.

Sin ojos, sin voz, sin sombra.
Ya sin sombra.
Invisible para el mundo,
para nadie.

6
I

Llevaba una ciudad dentro.
La perdió.
Le perdieron.

Solo, en el filo del mundo,
clavado ya, de yeso.
No es un hombre, es un boquete,
de humedad, negro,
por el que no se ve nada.

Grito.
Nada.


Un boquete sin eco.

.......................
Publicado en Sobre los ángeles, 1929.

No hay comentarios: